En: Noticias de Medio ambiente0
glifosato producto peligroso para la agricultura

El Glifosato es el herbicida más utilizado en agricultura y en los entornos urbanos para eliminar las malas hierbas. La Organización Mundial de la Salud (OMS) se hace eco de un informe publicado por la revista TheLancet donde expone “haber pruebas convincentes de que el Glifosato daña el medio ambiente, pudiendo causar cáncer en animales y con pruebas limitadas de carcinogenicidad en humanos“.

Premisa que le ha llevado a recalificarlo en el grupo 2A como “probablemente cancerígeno”. A pesar de ello, el producto es legal en España.

Grupos ecologistas luchan por la retirada del herbicida. Además, informan del volumen de ventas, el cual equiparan al de la Coca-Cola en el mercado de los refrescos. La fabricación se inició en los sesenta con el objetivo de matar las llamadas “malas hierbas” de los cultivos agrícolas. Al poco tiempo, su uso se extendió a los cultivos transgénicos de soja, maíz y algodón. Asimismo, al medio urbano para la eliminación de maleza en solares, parques, cunetas y vías del tren.

También se hace uso de él en la extracción de hierbajos de las casas particulares.

Su uso generalizado propició la aprobación de una directiva europea, aplicada en España en 2009 con el fin de controlar el tratamiento de los herbicidas y reducir su aplicación.

La Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer (IARC), dependiente de la OMS, señala el producto como “probable cancerígeno”. Sin embargo, el organismo no tiene potestad para regular el uso, siendo competencia de las administraciones nacionales, pero sí actúa como órgano de presión para que la legislación española reconsidere su peligrosidad, pues actualmente autoriza su uso siguiendo la norma europea, la cual NO considera producto peligroso “ni para los seres humanos ni para el medio ambiente”.

Monsanto, el principal productor del herbicida total, como es conocido popularmente, se defiende alegando que “las evaluaciones realizadas por las autoridades regulatorias en todo el mundo durante los últimos 40 años han confirmado que el Glifosato no representa riesgos inaceptables para los seres humanos, los animales o el medio ambiente”. Además, considera el grupo de riesgo 2A, donde se encuadra el producto, de poco rigor, pues aquí también se incluye el trabajo de peluquero como peligroso para su salud, debido a la exposición continuada a los productos químicos de tintes.

 

Testimonio de un integrante de Ecologistas en Acción

Las organizaciones pro-medioambientales realizan campañas informativas que desprestigian la calidad del producto. Con estas acciones pretenden presionar a la administración pública para que inhabilite el herbicida por ser “peligroso para la salud y para el medio ambiente”.

Nacho Escartín, integrante de Ecologistas en Acción, declara que la población está siendo consciente de los riesgos de usarlo, a pesar que las reticencias por parte de las administraciones a la prohibición. Además, aclara no prodigar la relación directa del Glifosato con el cáncer, pero sí que objetivamente provoca alteraciones hormonales que hacen a los humanos hacen más vulnerables a contraer cáncer.

Fuente: DCERCA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cargando Captcha...