2.6.7.

Cumplimiento las etiquetas de productos fertilizantes

El Reglamento (CE) nº 1272/2008 atiende la clasificación, etiquetado y envasado de sustancias y mezclas -denominado CLP, acrónimo de origen inglés. Entró en vigor el 20 de enero del 2009 debido a la necesidad de incorporar y actualizar la legislación relacionada de ámbito internacional, del Sistema Globalmente Armonizado (SGA) de las Naciones Unidas.

El reglamento CLP modifica y deroga la Directiva 67/548/CE, relativa a la clasificación, embalaje y etiquetado de sustancias peligrosas (en vigor desde el 29 de junio de 1967), y la Directiva 1999/45/CE, referente a la clasificación, etiquetado y envasado de preparados peligrosos (en vigor desde el 30 de julio de 1999). Asimismo, modifica el artículo 57 y 59 del Reglamento (CE) nº 1907/2006.

Desde el departamento de consultoría medioambiental de ACTUALIA ofrecemos asesoramiento sobre el etiquetado de productos fertilizantes de acuerdo al Reglamento CLP, en todo el territorio nacional. La experiencia y el conocimiento técnico nos capacita para guiar a los clientes en el proceso que han de seguir para lograr que las etiquetas de productos fertilizantes se ajusten a la legislación vigente.

Asesoramiento sobre Etiquetado de Productos Fertilizantes

Los consultores de ACTUALIA, expertos en medio ambiente, ofrecemos asesoramiento sobre etiquetado de productos fertilizantes. La legislación en vigor exige que las sustancias y mezclas estén clasificadas, etiquetadas y envasadas. El objetivo último es:

  • Proteger a trabajadores, consumidores y medio ambiente de los riesgos derivados del uso de los productos químicos peligrosos.
  • Garantizar una comunicación clara hacia los trabajadores y consumidores europeos.
  • Establecer las medidas legislativas necesarias para clasificar, evaluar, inspeccionar y autorizar las sustancias y preparados químicos peligrosos.
  • Unificar la vigilancia y control de los productos químicos en ámbito nacional y europeo.
éxito del servicio de asesoramiento de fertilizantes

Desde ACTUALIA ofrecemos un servicio de consultoría integral para el cumplimiento de los requisitos de la actual Reglamentación Europea. También queremos destacar nuestro compromiso con el medio ambiente desde la gestión integral de nuestros recursos, no escatimando esfuerzos en el estudio de metodologías que aseguren la sostenibilidad. Sirva como muestra de compromiso con el Medio Ambiente el hecho de que hemos sido la primera empresa del sector en medir la Huella de Carbono y Huella Ecológica Corporativa, desarrollando una metodología de cálculo que puede aplicarse a cualquier organización. Asimismo, estamos certificados por las normas internacionales de Gestión Medioambiental ISO 14001:2004, calidad ISO 9001:2008 e ISO ISO 22000:2005 en inocuidad de los alimentos desde el año 2003.

Desde el área de consultoría de ACTUALIA ofrecemos servicio de asesoramiento integral en el ámbito de fertilizantes. En el caso, de este servicio de soporte técnico-administrativo relacionado con el etiquetado de productos fertilizantes, también caben destacar otros subyacentes:

  • Clasificación y Etiquetado de sustancias y mezclas.
  • Diagnóstico y Registro CLP de sustancias químicas.
  • Elaboración de Fichas de Datos de Seguridad (FDS) y de etiquetado, de acuerdo a las disposiciones vigentes.

También te puede interesar obtener más información sobre el registro de fertilizantes.

Normativa sobre el etiquetado de productos fertilizantes

El Reglamento (CE) n° 1272/2008 sobre clasificación, etiquetado y envasado de sustancias y mezclas se aplica en la Unión Europea a todos los productos químicos, por lo que, también, afecta a los fertilizantes, además de a los agroquímicos y mezclas. Éstos deben etiquetarse obligatoriamente de acuerdo a los criterios establecidos en el CLP, y basados en el Sistema Global Armonizado (SGA), promovido por Naciones Unidas para mejorar la protección de la salud humana y el medio ambiente.

La experiencia profesional de ACTUALIA en la industria química nos ha llevado a ofrecer asesoramiento sobre Etiquetado de Productos Fertilizantes de acuerdo al Reglamento CLP, proporcionando a los clientes recursos y conocimientos que guían en la correcta toma de decisiones, tanto técnicas como económicas.

Las empresas responsables de informar sobre las propiedades y usos de las sustancias que comercializan a través de la documentación de registro CLP exigida por ley son fabricantes, importadores, intermediarios, distribuidores y productores de estas sustancias, aunque hay exclusiones. Éstos también deben valorar los peligros y riesgos potenciales que presenta la sustancia para el medio, valiéndose en parte de la documentación de seguridad CLP. presenta la sustancia para el medio, valiéndose en parte de la documentación de seguridad CLP (En este enlace este enlace dispones de una guía con toda la información sobre CLP).

La información se recopila mediante un expediente de registro. Posteriormente, se tramitan las gestiones a la ECHA donde verifican la documentación y se elabora un catálogo sobre la clasificación y las etiquetas de productos fertilizantes, en este caso.

Las sustancias y las mezclas se clasifican en categorías y clases de peligro concretas:

  • peligros fisicoquímicos
  • peligros para la salud humana
  • peligros para el medio ambiente

El etiquetado de las sustancias y las mezclas debe incluir la siguiente información:

  • Identidad del proveedor
  • Nombre de la sustancia o mezcla y/o el número de identificación
  • Cantidad de una sustancia o mezcla contenida en los envases de venta.
  • Pictogramas y palabras de peligro o advertencias, en el caso de que proceda. También consejos de prudencia.
  • Consejos de seguridad

Además, las etiquetas de productos fertilizantes deben estar representadas de la siguiente manera:

  • Escritas en la lengua o lenguas oficiales del Estado/s en que se comercialicen y se leerán en sentido horizontal.
  • Fijadas firmemente a una o más superficies del envase que contiene directamente la sustancia o mezcla.

Todas las etiquetas de fertilizantes químicos, líquidos, foliares o cuales quieran deberán incluir, con carácter de obligatoriedad, la información exigida en el Reglamento.

La clasificación y el etiquetado de cualquier sustancia registrada o peligrosa a la venta debe notificarse a la Agencia Europea de Sustancias y Preparados Químicos para ser incluida en el catálogo de clasificación y etiquetado para que quede constancia.

El envasado de las sustancias y mezclas peligrosas también debe seguir unos patrones concretos contenidos en la normativa vigente.

Cómo leer las etiquetas de los fertilizantes

Normalmente, las etiquetas de fertilizantes incluyen tres números en negrita que representan la cantidad de nutrientes principales. Los nutrientes principales son (nitrógeno(N) – fósforo(P) – potasio(K)). Esta etiqueta es un estándar nacional, conocida como el grado de fertilizante.

Una ejemplificación de su lectura es la siguiente: una bolsa etiquetada con 10-10-10-10 fertilizante contiene 10 por ciento de nitrógeno, 10 por ciento de fosfato y 10 por ciento de potasa.

  • El primer número es la cantidad de nitrógeno (N),
  • El segundo número es la cantidad de fosfato (P2O5)
  • El tercer número es la cantidad de potasa (K2O).

Los grados de fertilizantes se obtienen mezclando dos o más fuentes de nutrientes para formar una mezcla, denominándose “fertilizantes mixtos”. Las mezclas contienen partículas de más de un color. Los fabricantes producen diferentes grados para los diferentes tipos de plantas.

También se puede obtener fertilizantes que contengan sólo uno de cada uno de los nutrientes principales. Las fuentes de nitrógeno incluyen nitrato de amonio (33.5-0-0), nitrógeno ureico (46-0-0), nitrato de sodio (16-0-0) y nitrógeno líquido (30-0-0). El fósforo se suministra como 0-46-0 y la potasa como 0-0-60 o 0-0-50.

 

¿Que son las unidades de fertilizantes?

npk-uds-fertilizantes
npk-uds-fertilizantes

Las unidades fertilizantes hacen referencia a la concentración de los abonos o fertilizantes NPK. En función a su graduación, riqueza o análisis de cualquier abono. La cantidad de elemento nutritivo asimilable es la que hace referencia a la unidad de peso de producto.

¿Qué formas de producción de fertilizantes NPK existen?

El fertilizante NPK está disponible en forma líquida, gaseosa y granular, siendo el granular el más común.

Existen muchos métodos para producir un fertilizante NPK granulado. Los componentes individuales pueden producirse por separado y mezclarse entre sí en formulaciones específicas para crear relaciones de nutrientes o grados objetivo. O bien, se pueden producir gránulos, todo en uno, que contengan la proporción deseada en cada gránulo. Los enfoques más comunes para la producción de fertilizantes NPK granulares incluyen:

  • Sistemas de Granulación de Reactores de Tubería
  • Sistemas de granulación de tambor
  • Sistemas de granulación de mezclador-secador (que incorporan un molino de arcilla)
  • Sistemas de granulación de discos
  • Sistemas de Granulación Spherodizer
  • Sistemas de perforación

 

Cómo realizar el cálculo del contenido de nutrientes

Para calcular los kg de nitrógeno en una bolsa de 50 kg de fertilizante 10-10-10, se multiplica 50 por 0.10. Habría que hacer lo mismo para calcular las cantidades de fosfato y potasa. Una bolsa de 50 kg de 10-10-10-10 contiene un total de 15 kg de nutrientes: 5 kg de nitrógeno, 5 kg de fosfato y 5 kg de potasa. El peso restante es de relleno, generalmente arena o piedra caliza granulada.

Otro ejemplo: “bolsa de 50 kg de fertilizante 8-0-24”:

  • Para calcular los kg de nitrógeno: Multiplique 50 por 0,08, lo que equivale a 4.
  • Para calcular los kg de fosfato: No hay fosfato en esta bolsa de fertilizante.
  • Para calcular los kg de potasa: Multiplica 50 por 0,24, lo que equivale a 12.

Una bolsa de 50 kg de fertilizante 8-0-24 contiene un total de 16 kg de nutrientes: 4 kg de nitrógeno, 0 kg de fosfato y 12 kg de potasa. En este caso habría 34 kg de relleno.

La mejor manera de seleccionar un correcto grado de fertilizante es hacer analizar su suelo. El informe de la prueba de suelo recomendará un grado de fertilizante para su uso. El informe también viene con una nota de gestión que proporciona directrices para complementar el nitrógeno para los cultivos de césped y jardín.

Los niveles típicos recomendados para céspedes y jardines incluyen:

  • 5-10-5
  • 5-10-10
  • 10-10-10
  • 8-0-24
  • 6-6-18

¿Necesita ayuda para calcular el volumen de fertilizante que necesitas? En el siguiente enlace podrás calcular los niveles necesarios según el tipo de cultivo

Tipos de nutrientes más utilizados

Requerimientos de nutrientes
Antes de decidir qué tipo de abono se necesita para su cultivo, es necesario establecer si el suelo es fértil.

Es recomendable realizar una prueba de suelo cada 3 – 5 años para determinar el pH del suelo y los niveles de los principales elementos principales y oligoelementos. Esta prueba proporciona la base para un programa de fertilización rentable para su cultivo.

Cal:
Es importante aplicar bien la cal antes de la siembra, ya que tarda algunos meses en afectar el pH del suelo. La frecuencia con la que se necesita cal depende de las precipitaciones, del tipo de suelo y de su valor de pH, del uso de la tierra y de qué otros fertilizantes se están utilizando.

Para altos rendimientos, el pH del suelo debe ser de 6.5 – 7.0. Si el análisis del suelo muestra que se recomienda una aplicación de cal, se obtiene un beneficio inmediato si se puede aplicar al suelo arado antes de la siembra, ya sea en primavera o en el otoño anterior.

Fósforo y Potasio
Requisitos P y K (kg/ha) para las judías, por ejemplo:

Aplicar abono (0-7-30 / 0-10-20) antes del arado o del cultivo según el análisis del suelo.

– Lo ideal es que los fertilizantes P y K se introduzcan en el lecho de siembra durante el cultivo antes de la siembra.

Nutrientes Menores:
Aparte de los principales nutrientes, es decir, N, P y K, otros minerales también son importantes. Por lo general, sólo se requieren en cantidades muy pequeñas, por lo que se denominan oligoelementos o nutrientes menores. A pesar de que se requiere en cantidades muy pequeñas, en ciertas situaciones puede producirse una deficiencia (o un exceso), lo que puede dar lugar a un rendimiento deficiente de la cosecha y a una reducción de los rendimientos. Como regla general, si los niveles de oligoelementos en el suelo son adecuados para un cultivo de cereales, entonces serán adecuados para un cultivo combinable alternativo.

Las deficiencias de oligoelementos más comunes son las de manganeso (Mn), magnesio (Mg), boro (B) y azufre (S).

No se requiere nitrógeno para los guisantes o judías de campo. Debido al riesgo de germinación, no se debe perforar K en combinación.

Cómo realizar una correcta distribución de los fertilizantes

Distintas formas de aplicar un fertilizante

  • A voleo
  • Ubicación en bandas o bien filas
  • Aplicación en cobertera
  • Aplicación entre líneas
  • Aplicación foliar

Aplicar fertilizante al voleo

El fertilizante puede ser esparcido al voleo a mano o con un equipo de distribución de fertilizante intentando conseguir uniformidad.

Ubicación en bandas o bien hileras

Esta actividad se puede realizar a mano o por medio de equipos singulares de siembra y/o equipos para la aplicación del fertilizante. Localizar el fertilizante solo en lugares elegidos o bien determinados. Si la aplicación del fertilizante es localizada, entonces el fertilizante es concentrado en partes determinadas del suelo.

Puede ocurrir en el transcurso de la siembra, pudiendo ser en bandas o bien en una franja bajo la superficie del suelo o al lado o bien debajo de la semilla.

Aplicación de fertilizantes en cobertera

El abono en cobertera es esparcir el fertilizante al voleo sobre un cultivo de pie. Este tipo de aplicación de fertilizante es utilizado en cultivos de cereales y oleaginosas, como en cultivos de forrajes. La aplicación de fertilizantes en cobertera se da en suelos en los cuales hay necesidad de ázoe, potasio o bien fósforo adicional.

Fertilización entre líneas

Los cultivos donde se aplica el fertilizante entre líneas, al lado de las plantas espaciadas en ristras, es más frecuente son el maíz, algodón y caña de azúcar. Los frutales y otros cultivos perennes son también fertilizados de esta manera.

Aplicación de fertilizante foliar

La foliar es para dotar de micronutrientes a las plantas, así como asimismo a veces criticas de N o NPK. Hay que tener en cuenta la dosis y las condiciones convenientes para su aplicación para evitar el peligro de quemado de las hojas.